Horacio Cocles y el puente sobre el Tíber

En los primeros tiempos de la República Romana (siglo VI a.C.), la ciudad de Roma tuvo que hacer frente a la hostilidad de las poderosas ciudades etruscas.

La leyenda romana dice que el etrusco Lars Porsena y su ejército avanzaron hacia el Sur, hasta el Tíber, expulsando a los romanos de sus posiciones en el Monte Janículo al oeste del río. Porsena habría entrado en Roma y aplastado la República si los romanos no hubiesen destruido a tiempo el puente de madera que atravesaba el río.

Uno de los relatos más famosos de la historia antigua de Roma habla del héroe Publio Horacio Cocles, quien, en el año 508 a.C., consiguió retener al ejército etrusco mientras el puente Sublicio era destruido. Primero con dos compañeros (Espurio Larcio y Tito Herminio), y luego solo, hizo frente al ejército y, cuando el puente fue demolido, se arrojó al Tíber y nadó hasta ponerse a salvo con toda su armadura, según la versión de Tito Livio.

A continuación, un estupendo vídeo donde, con muñecos de Playmobil, se recrea este capítulo de la historia legendaria de Roma.

Anuncios